¡Ojalá Dios me diera una clara señal! Como hacer un gran depósito a mi nombre en un banco suizo.
(Woody Allen)



Creo en el dios que hizo a los hombres, pero no en el que los hombres han hecho.
(Alphonse Karr)



Dios está en todas partes... Y, a fin de cuentas, está siempre con los que tienen mucho dinero y multitud de armas.
(Jean Anouilh)



Dios me perdonará: es su oficio.
(Heinrich Heine)



El lugar donde uno nace es la envoltura del alma. La iglesia donde uno reza es parte del alma misma.
(Hilaire Belloc)



El pecado no es perjudicial porque está prohibido, sino que está prohibido porque es perjudicial.
(Benjamin Franklin)



El que cae en pecado es un hombre; el que de ello se duele es un santo; el que se vanagloria es un diablo.
(Thomas Fuller)



El que pretende que la religión se debe encontrar en la iglesia, puede abstenerse de ir a la iglesia.
(John H. Newman)



En la iglesia, con los santos, y en el figón, con los comilones.
(Dante Alighieri)



Estoy seriamente convencido de que un francés que blasfema es un espectáculo más agradable para Dios que un inglés que reza.
(Heinrich Heine)



Gracias a Dios, todavía soy ateo.
(Luis Buñuel)



Hay una divinidad que forja nuestros fines, por mucho que queramos alterarlos.
(William Shakespeare)



Hereje no es el que arde en la hoguera. Hereje es el que la enciende.
(William Shakespeare)



Intencionadamente o no, se confunden siempre los jueces con la justicia y los curas con Dios. Así se acostumbran los hombres a desconfiar de la justicia y de Dios.
(Alphonse Karr)



Jesús en el pesebre. He aquí una buena lección para aprender que todas las grandezas de este mundo son ilusión y mentira.
(San Francisco De Sales)



La naturaleza misma ha impreso en la mente de todos la idea de un dios.
(Cicerón)



La puerta de Dios siempre está de par en par.
(Refrán Persa)



La religión está en el corazón y no en las rodillas.
(Douglas W. Jerrold)



La religión, aunque fuera falsa, es un elemento necesario para la vida de un pueblo.
(Henri Lacordaire)



La superstición es la religión de los espíritus débiles.
(Edmund Burke)



La superstición es la única religión de que son capaces los espíritus degenerados.
(Joseph Joubert)



Las religiones permanecen vivas gracias a las herejías, que son repentinas explosiones de fe. Las religiones muertas no las producen.
(Gerald Brenan)



Los hombres temen a los mismos dioses que han inventado.
(Lucano)



Los que lo tienen todo, y no a ti, Señor, se ríen de aquellos que no tienen nada sino a ti.
(Rabindranath Tagore)



Más vale bien casado que mal aclerigado.
(Anónimo)



Mejor es esconderse y cuidar de sí, que con descuido propio hacer milagros.
(Tomás De Kempis)



Mi patria es el mundo, y mi religión hacer el bien.
(Thomas Paine)



No enciendas los carbones del pecado, no sea que te abrases en el fuego de su llama.
(Eclesiástico)



No hay orden o religión tan santa ni lugar tan secreto donde no haya tentaciones y adversidades.
(Tomás De Kempis)



No hay palanca más poderosa que una creencia para mover las multitudes humanas; no en vano se dice que la religión liga y aprieta a los hombres.
(Emilia Pardo Bazán)



Nunca como al morir un ser querido necesitamos creer que hay un cielo.
(Jacinto Benavente)



Sabed que quien cambia la fe por la incredulidad, deja lo bello en medio del camino.
(Corán)



Sepan los jóvenes que dado el gran número y variedad de pecados que por todas partes nos acechan, requiere más discreción y constancia evitar el mal, que mantenerse en el bien.
(Juan Luis Vives)



Si Dios no existiera, sería necesario inventarlo.
(Voltaire)



Si supieses toda la Biblia a la letra y los dichos de todos los filósofos, ¿qué te aprovecharía todo sin caridad y gracia de Dios? Si vieres alguno pecar públicamente, o cometer culpas graves, no te debes juzgar por mejor, porque no sabes cuánto podrás perseverar en el bien.
(Tomás De Kempis)



Superstición, aquella en la que se condensa un inane temor de los dioses; religión, aquella que se cimenta en un piadoso cultivo de la divinidad.
(Cicerón)



Te pintaré en un cantar la rueda de la existencia: pecar, hacer penitencia y luego vuelta a empezar.
(Ramón De Campoamor)



Tenemos el mínimo de religión suficiente para odiarnos unos a otros, pero no para amarnos.
(Jonathan Swift)



Tienes que desconfiar del caballo por detrás de él; del toro, cuando estés de frente; y de los clérigos, de todos lados.
(Miguel De Cervantes)



Las religiones, como las luciérnagas, necesitan de oscuridad para brillar.
(Arthur Schopenhauer)



Los que de veras buscan a Dios, dentro de los santuarios se ahogan.
(Proverbio árabe)



Es tan arriesgado creerlo todo como no creer nada.
(Denis Diderot)



La religión no volverá a recuperar su antiguo poder hasta que no se le vean cambios en su rostro, como los hubo en la ciencia.
(Alfred North Whitehead)



La casualidad es quizá el sinónimo de Dios, cuando no quiere firmar.
(Anatole France)



 Para los que no tenemos religión, nuestro Dios es el trabajo.
(Paul Bowles)



La religión está en el corazón y no en las rodillas.
(Douglas William Jerrold)



Al hacer una profunda reverencia a alguien, siempre se vuelve la espalda a algún otro.
(Ferdinando Galiani)



La religión deberla servir más para dar ánimos a los buenos que para aterrorizar a los malos.
(Arturo Graf)



El cristianismo podría ser bueno, si alguien intentara practicarlo.
(George Bernard Shaw)



 Cuando los hombres ya no creen en Dios, no es que no crean en nada, es que se lo creen todo.
(Gilbert Keith Chestert)



Tenemos la suficiente religión para odiarnos unos a otros, pero no la bastante para amarnos.
(Jonatan Swift)



Contraponer la ciencia con la religión es cosa de gente poco experta en uno y otro tema.
(Paul Sabatier)



Tenemos bastante religión como para odiarnos, pero no suficiente para amarnos.
(Jonathan Swift)



Dios es para los hombres y la religión para las mujeres.
(Joseph Conrad)



La mejor religión es la más tolerante.
(Madame de Girardin, Delphine Gay)



La medicina hace enfermas: la matemática, tristes; la teología, gente pecadora.
(Martín Lutero)



Para las personas creyentes, Dios está al principio; para los científicos, al final de todas las reflexiones.
(Max Planck)



Cada pueblo tiene la ingenua convicción de ser la mejor ocurrencia de Dios.
(Theodor Heuss)



Cuando siento una terrible necesidad de religión salgo de noche para pintar las estrellas.
(Vincent Willen Van Gogh)



La religión no se suprime suprimiendo la superstición.
(Cicerón)

----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------